Este 22 de agosto el gobierno chino ha informado que se estará probando su vacuna contra el covid-19 en gran parte de su población. Esta experimentación está siendo cultivada dentro de células de insectos.

Anteriormente fue experimentada en primates para que la misma previniera infecciones causadas por el SARS-CoV-2 sin que produjera efectos secundarios, esto da a entender que probablemente sea rápida y eficaz para la humanidad.

Te puede interesar: La OMS le pone fecha al final de la pandemia

El cultivo en células de insectos es una prometedora innovación de China que busca acelerar su producción a gran escala para contrarrestar los efectos de la covid-19 que se originó en dicho país y que actualmente tiene en crisis al planeta.

La vacuna, desarrollada por el Hospital West China de la Universidad de Sichuan en Chengdu, ha recibido la aprobación de la Administración Nacional de Productos Médicos para empezar un ensayo clínico.

Fuente: La Vanguardia