En el año 2002, un investigador y psicólogo Richard Wiseman de la Universidad Hertfordshire, creo un portal en el que los visitantes podían evaluar chistes. Y los resultados del estudio fueron concentrados bajo el término de “El  chiste más gracioso del mundo”.

Y según los visitantes de este portal involucra  a dos tipos en un bosque.

En lo personal, el chiste no me arrancó una carcajada, aunque siempre hay una que otro meme que me roba una carcajadas, así que creo que todavía no me he perdido en el camino del buen sentido del humor.

Igual para explorar la respuesta veamos qué sucede con los chistes “tradicionales”, por ello, compartimos con ustedes el chiste más gracioso del mundo, según la ciencia:

Lee: Instagram prueba herramienta para publicar en WhatsApp

“Dos cazadores están en el bosque, y uno de ellos colapsa. No parece estar respirando, y sus ojos se pusieron blancos. El otro tipo saca su móvil, llama a los servicios de emergencia, y dice: «¡Mi amigo está muerto! ¡¿Qué puedo hacer?!». El operador responde: «Cálmese, yo puedo ayudarle. Primero, asegurémonos de que esté muerto.» Hay un silencio, y de repente se escucha un disparo. De nuevo en el móvil, el tipo dice: «¡Okay, ¿y ahora qué?!»”.

Fueron más de 100 mil personas alrededor del mundo que escogieron como ganador entre 40 mil chistes disponibles del experimento LaughLab. El chiste puede ser considerado como “poco original”. Y esto es porque su estructura está basado en un viejo sketch del programa británico The Goon Show, con Peter Sellers, Spike Milligan y Harry Secombe.

La diferencia es el escenario, ambas personas se encuentran en un casa y no en un bosque.