Cuando parecía que Microsoft se había dado ya cuenta de la superioridad de Apple y Google en el sector de la telefonía inteligente, ahora sabemos que están preparando un nuevo smartphone. La firma de Redmond parecía haberse retirado del sector y olvidado los Lumia, que escasa relevancia han tenido en el mercado. Pero van a volver con un nuevo dispositivo móvil, y podría ser tan pronto como 2018. Curiosamente, retomando un prototipo que nunca llegó a ver la luz.

La firma de Redmond tuvo a Nokia como ‘aliado’. Una marca potente que vivió los mejores años de la telefonía móvil desde la parte más alta del sector y que, sin embargo, no se adaptó a la era de los teléfonos inteligentes. Ganaron la batalla Apple y Google, y con estas dos firmas la ganaron también los fabricantes que utilizaron Android como sistema operativo móvil para sus dispositivos.

Lee: Google T-Rex traspasa la realidad – #VIDEO

Ni Symbian ni Windows Phone, ni varios años después Windows 10 Mobile. Las alternativas a Android y iOS, como BlackBerry OS, han pasado sin pena ni gloria por el mercado, con cuotas de mercado irrisorias a excepción de mercados muy concretos.

Hay referencias a ‘Andromeda’ en Windows 10. Este es el ‘Surface Phone’ del que se ha estado hablando para 2018.

Courier fue un prototipo de la compañía de Redmond que nunca vio la luz pero que, como concepto, era realmente revolucionario e innovador. Ya se ha presentado a estas alturas el primer smartphone plegable. Y hay fabricantes como Samsung y también Huawei que han confirmado el desarrollo de futuros modelos siguiendo este factor de diseño. Pero Microsoft parecía que había abandonado ya la fabricación de teléfonos inteligentes, y de repente ha saltado la noticia de que preparan un nuevo smartphone, y que será plegable con dos pantallas.