Cuando mueres, algo que dejas atrás es tu vida en línea: e-mail, Facebook y demás cuentas que seguramente tienes en Internet. ¿Qué pasa con ellas una vez que te vas?

Es algo en lo que muchos no pensamos, pues no nos parece quizá tan relevante, aunque lo es.

Siempre es útil tener a alguien que se haga cargo de tus redes sociales además de otras cuentas, y que también pueda desactivarlas.

Homenaje en Facebook

Una vez que falleces, tu página de Facebook se puede convertir en una cuenta conmemorativa, lo único que debes hacer es pedirle a alguien de confianza que, en caso de que esto suceda, informe a la red social.

Lee: Un PS4 para niños más barato y más pequeño

También puedes elegir un “heredero”: esta persona podrá cambiar tu foto de perfil o fijar publicaciones, pero sólo eso. Esta opción la podrás encontrar en Configuración>Seguridad>Contacto de legado.

En Instagram, al ser de Facebook; también se tiene la opción de volver conmemorativas las cuentas al momento de la muerte de alguien cercano.

¿Y en Google?

Google da dos opciones: eliminar tu cuenta con todo y datos o compartirla con personas de confianza.

Para eliminar tus datos, debes elegir un tiempo de inactividad. Es decir: si permaneces sin usar tu cuenta cierto tiempo, los datos serán borrados. Ojo, que esto no tiene vuelta atrás.

Si quieres configurar esto, puedes acceder a este enlace. Luego de proporcionar los datos necesarios, podrás elegir el tiempo de inactividad tras el cual se eliminarán tus datos.

En esta opción y configurando un tiempo de inactividad, también puedes elegir “Compartir cuenta” en lugar de eliminar datos. Con esta opción, tendrás que seleccionar a las personas con las que querrías compartir tu cuenta en dicho caso. Pueden ser hasta 10.

Y sí, también puedes elegir que la cuenta se elimine por completo.