Un grupo de científicos de la Universidad de Witwatersrand, en Johannesburgo, Sudáfrica, logró conectar un cerebro humano a Internet en tiempo real. Esto tendría un alto potencial de aplicación en áreas como la medicina y la educativa.

El proyecto que lleva por nombre “Brainternet”, fue desarrollado por los ingenieros biomédicos de esa casa de estudios y consiste en transmitir ondas cerebrales a Internet.

De esta manera, el cerebro se convierte en un nodo de Internet de las Cosas (IoT, por sus siglas en inglés) en la World Wilde Web, publicó el Centro de Investigación y de Estudios Avanzados (Cinvestav) del Instituto Politécnico Nacional (IPN), en su revista de divulgación.

 

Lee: Apple, Google y Samsung entre las ‘Mejores Marcas Globales 2017’

Para realizar la investigación, el equipo empleó un encefalograma y un ordenador Raspberry Pi, una máquina sencilla utilizada para estimular las ciencias de la computación en escuelas británicas.

El primer paso del proceso fue registrar la actividad bioeléctrica cerebral de una persona mediante un electroencefalograma, donde los científicos usaron el casco Emotiv EEG.

Después, esa actividad era transmitida a un ordenador, que lo replicaba en un programa informático, el cual se ejecuta en una red abierta, esto permitió a los especialistas observar la acción cerebral de la persona.

“Brainternet”, busca simplificar la comprensión de una persona sobre su propio cerebro y el de los demás. Esto lo hace a través del monitoreo continuo de la actividad cerebral, así como también permite cierta interactividad”, explicó el coautor del proyecto, Adam Pantanowitz.