Windows, el sistema operativo de Microsoft, se introdujo en el mercado en 1985. Desde entonces ha venido sufriendo constantes cambios que lo han llevado a ser líder en el sector. Hoy en día, Windows X es la última versión lanzada al mercado por la compañía, sin embargo, a muchos puede sorprenderles que sistemas antiguos como Windows 95 aún tengan vigencia.

Pero la realidad evidencia que, pese a la antigüedad, instituciones tan importantes como el Pentágono siguen utilizando dichos sistemas. Obviamente no se trata de falta de presupuesto para poder tener todas las computadoras al día con las últimas actualizaciones informáticas. La razón está relacionada con la seguridad de los casi 332 millones habitantes de la nación estadounidense.

 Leer más:

Uno de los encargados de administrar los sistemas electrónicos de la sede del Departamento de Defensa confirmó que ellos usan principalmente Windows XP, pero también Windows 98 y Windows 95. Esto, a pesar de que el primero quedó en desuso en 2014, el segundo en 2006 y el último en 2001, según Defense One.

La decisión del Pentágono se basa en que constantemente se siguen encontrando vulnerabilidades de los últimos sistemas de Bill Gates. Por ejemplo, tiempo atrás Shadow Brokers, un grupo de hackers, consiguió burlar la seguridad de la CIA.

En cambio las computadoras con las versiones más antiguas no están conectadas a internet, sino que usan una red local, por lo que la única forma de colarse en ellos sería estar físicamente delante del dispositivo y acceder a su red cerrada, algo sin duda nada sencillo.

EFE