En octubre del año pasado Google lanzó los teléfonos Pixel y Pixel XL, la incursión de la compañía en la creación de smartphones de su propia firma.

Pero como todo debe llegar a su fin, Google ha anunciado en su plan de actualizaciones para Android que Pixel y Pixel XL podrían dejar de tener actualizaciones de software disponibles para octubre del 2018. Asimismo ha revelado que las actualizaciones de seguridad para estos teléfonos probablemente terminen un año después, en el 2019.

Los móviles Pixel vivirán lo suficiente para recibir el Android O, a estrenarse el próximo otoño, el cual promete mejoras para la ejecución de tareas en segundo plano.

Hipertextual

 

 

Puede Leer: Google Maps  podría mostra publicidad en un futuro